¿Cómo elegir mi dominio?

Supervisor
Supervisor
  • Actualización

¿Qué es un dominio?

Imagina que deseas encontrarte con alguien en un lugar específico. Para lograrlo, necesitas ofrecer una dirección postal clara y precisa. Del mismo modo, en el mundo digital, un dominio web es la dirección exacta de tu sitio en Internet.
Sin un nombre de dominio, la única forma de acceder a tu sitio web sería a través de una serie de números complicados llamados direcciones IP. Por suerte, existe el DNS (Domain Name System), un sistema que se encarga de asociar un dominio concreto con la dirección IP correspondiente. Esto es fundamental para que las personas puedan encontrar y visitar tu sitio web fácilmente.
Una de las principales funciones de un dominio es dirigir el tráfico hacia tu sitio web. Imagina tu dominio como una señalización clara que guía a las personas directamente a tu puerta digital.

¿Cómo está compuesto un dominio?

Tu dominio web se compone de dos partes:

  1. El nombre de dominio: es la parte personalizada y única de tu dirección web. Puede ser el nombre de tu empresa o el nombre de tu producto. Es importante elegir un nombre que sea fácil de recordar y que refleje la identidad de tu proyecto.
  2. La extensión de dominio: es el final de tu dirección web, como .com, .net, .online, entre otros. La elección de la extensión depende de tus necesidades y preferencias. Generalmente, se recomienda utilizar una extensión común como .com, ya que es fácilmente reconocible.

Veamos un ejemplo:

¿Cómo elegir el dominio ideal?

A la hora de elegir tu dominio, es esencial considerar algunas pautas:

  • Opta por un dominio que refleje tu empresa o el nombre de tu producto.
  • Procura que sea fácil de recordar y de escribir correctamente.
  • Asegúrate de que sea transparente respecto a lo que ofreces.
  • Utiliza solo letras, números o guiones en tu dominio.
Además, es importante saber que puedes asociar varios dominios a un mismo sitio. Esto puede ser útil si tu dominio principal es propenso a errores ortográficos comunes o si deseas abarcar diferentes extensiones (.ar, .ch, .br, etc.). En estos casos, puedes establecer un dominio favorito que redireccione automáticamente a los demás dominios registrados.
Si deseas explorar más sobre la elección de dominios y obtener información detallada sobre este tema, te invitamos a ver el siguiente video:
 
Sobre las extensiones, hay varios tipos. Pero, en general, hay dos grandes grupos:
  • Extensiones de nivel superior generales (como .com, .org, o .net)
  • Extensiones de nivel superior de países, que usan solo dos letras que se refieren al código internacional del país al que pertenecen (como .arg, para Argentina, .mx para Chile, o .pe para Perú).

¿Es lo mismo un nombre de dominio que una URL?

Quizá te hayas hecho esa pregunta. La respuesta es simple; no, no son lo mismo. El nombre del dominio forma parte de la URL. Una URL está compuesta por un protocolo, un dominio y una ruta.

El protocolo informa con qué tipo de seguridad cuenta un sitio web. Hay distintos tipos de seguridad, que garantizan que la información transmitida está segura gracias a un cifrado entre el navegador y el sitio web.
De esta manera, se puede compartir información confidencial, como datos personales, de inicio de sesión o de pago, sin que los datos ingresados puedan ser robados. HTTPS, por ejemplo, es una extensión de HTTP que tienen los sitios web seguros, gracias a que instalan y configuran un certificado SSL. (este servicio está incluido en tu plan de SitioSimple)
Por último, en una URL una ruta figura solo cuando se dirige a los usuarios a una página específica de un sitio.

¿Fue útil este artículo?

Usuarios a los que les pareció útil: 6 de 7

¿Tiene más preguntas? Enviar una solicitud

Comentarios

0 comentarios

El artículo está cerrado para comentarios.